Luego de tres meses de haber sido detenido por la GNB cuando se encontraba en las adyacencias de la avenida Venezuela con Leones tomando fotografías de una protesta, el ex militar Jimmy Torres fue sentenciado a 5 años y 11 meses de cárcel, con reclusión en la cárcel de Ramo Verde, reseña El Impulso.

El miércoles en el Tribunal Militar de la Base Aérea Vicente Landaeta Gil, se realizó el juicio que se prolongó hasta la una de la madrugada de ayer.

Así lo confirmó el asesor legal de Funpaz, Manuel Virgüez, quien indicó que en la misma madrugada fue trasladado al centro de procesados militares ubicado en Los Teques, estado Miranda.

A Jimmy Torres (52), maestro técnico de tercera de las Fuerzas Armadas Bolivarianas con 16 años de retirado, se le imputaron cargos sostenidos en la Ley Orgánica para la Seguridad de la Nación y el Código Orgánico de Justicia Militar.

Se le acusa de incumplimiento al régimen especial de zona de seguridad, bilipendio a la Fuerza Armada y ultraje a centinela.

En relación a esta última acusación, familiares de Torres negaron la posibilidad en una rueda de prensa ofrecida a los tres días de su detención. En aquel momento informaron que el acusado presenta una discapacidad en la mandíbula y en la rodilla que le impide pararse firme, por lo que era imposible que golpeara a algún funcionario.

Se espera que los familiares de Jimmy Torres soliciten a los abogados defensores todos los mecanismos necesarios para salvaguardar sus derechos.

Esperan auto para apelación

En el caso de la señora María Elena Uzcátegui, a quien se le dictó medida privativa de libertad en el Centro de Reclusión David Viloria, antigua Uribana, el abogado Pedro Troconis indicó que esperan que la juez del Tribunal de Control Quinto, Yamal López, notifique el auto correspondiente para poder conocer los fundamentos y ejercer un recurso de apelación.

“Suena contradictorio que por los mismos hechos del 12 de septiembre, a unas personas se les pida fianza y otras sean privadas de libertad (…) en el caso de la señora María Elena Uzcátegui, la juez podía apartarse de la solicitud del Ministerio Público y dictar una medida menos grave”, acusó el defensor.

Hasta ayer, Uzcátegui permanecía en el Destacamento 47 y sus familiares desconocían cuándo sería trasladada.

No hay comentarios

Dejar respuesta